¿Por qué me falta el aire cuando empiezo a correr?

Si los primeros cinco minutos de tu entrenamiento te sentís pesado, duro como una roca y fatigado no te preocupes esto es normal y en esta nota te vamos a explicar por qué.

DSC_5038
Esta sensación de fatiga aparece los primeros minutos. Sentís que te falta muchísimo el aire y que el cuerpo no responde. Esto sucede durante el tiempo que el cuerpo tarda en darle la “nafta” a tus músculos. Como todavía no tienen energía no responden.

Dicho proceso crea una deuda de oxígeno en tu organismo hasta que llega el combustible a tus músculos. Podeis sentir ardor, malestar y aumento de la frecuencia cardíaca. Una vez que se produce la transición, podrás correr a tu ritmo durante un tiempo prolongado.

Beneficios de un calentamiento gradual

Si sufrís demasiado estos primeros minutos del ejercicio la solución es que entres en calor progresivamente (empezar muy lento y aumentar el ritmo de a poco). De esta forma evitarás sentirte muy fatigado y podrás soportar más las molestias de los primeros kilómetros.

Hacer una buena entrada en calor tiene mucho beneficios entre ellos: prevenir lesiones, facilitar los entrenamientos y sentirte más cómodo (evitando una gran deuda de oxígeno) y motivado.

A pesar de que este cambio fisiológico de traspaso de energía ocurre siempre que empiezas a correr, a medida que pase el tiempo y estés más entrenado la fatiga de los primeros minutos disminuirá con el tiempo.

La próxima vez que empieces a correr y te sientas fatigado no te desesperes, bajá la velocidad y hace una buena entrada en calor.

Además, si eres regular con los entrenamientos tu corazón se volverá más fuerte y capaz de bombear más sangre con cada contracción. Esto se traduce en una menor frecuencia cardíaca. La capacidad pulmonar y la transferencia de oxígeno también aumenta. Los vasos sanguíneos se vuelven más elásticos, disminuye la presión arterial y se forman nuevos vasos capilares.

Recordad:

La próxima vez que empieces a correr y te sientas fatigado no te desesperes, baja la velocidad y haz una buena entrada en calor. Si es necesario camina a buen ritmo los primeros cinco minutos, seguí con un trote suave otros cinco minutos y luego arranca con tu entrenamiento.

Ver artículo original

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s